EL PASO DE FUEGO Y MÓNDIDAS EN SAN PEDRO MANRIQUE, SORIA

Jun 24th, 2014 | By | Category: Efeméridas del dia, Reportajes

BRASAS

 

 

 

La noche del 23 de junio, la ermita de la Virgen de la Peña concentra ritual  y adrenalina. Mil kilos de leña de roble, cuidadosamente preparados en un camino de brasas, brillan en el recinto sampedrano.

 

 



Antes de las doce, el público del graderío se prepara, ante el fuerte calor que despide la alfombra roja, para asistir a una celebración ancestral que se ejecuta hacia poniente y que los expertos señalan como ritual iniciático o medio para para lograr la inmortalidad a través de la hoguera purificadora. Sea como fuere, el Paso del Fuego es uno de los momentos más emocionantes del calendario festivo más allá de las fronteras provinciales.

Los hijos de San Pedro traspasarán a medianoche las brasas encendidas, solos o con alguien a cuestas, como lo hacen cada año desde antiguo.  
Cuentan que sólo ellos pueden realizar esta proeza (llamada pirobacia) que ha despertado el interés de curiosos, científicos y parapsicólogos. Se ha dicho de todo: desde que el secreto reside en pisar fuerte para no dejar oxígeno y evitar la combustión hasta que contienenla respiración, pasando por la concentración, una suerte de éxtasis, la fe, el sudor, el vino, algunas ampollas o burbujas de aire que se interponen entre la piel y las brasas.

El caso es que los pasadores, en especial el aplomo de los más expertos -encabezados por el célebre Chichorrillas- ponen la piel de gallina al caminar y después, cuando se abrazan fuerte tras el Paso del Fuego.

Todo ello ha sido presidido por Las Móndidas, tres jóvenes sampedranas elegidas por sorteo entre las mozas casaderas, que serán  las protagonistas de los actos del día siguiente.

 

 

mondidas_de_san_pedro_manrique


Cuentan que estas muchachas de vestido blanco y un extraño cesto en la cabeza con flores de pan y largas varitas de harina y azafrán (arbujuelo) son el recuergo de la abolición del Tributo de las Cien Doncellas tras la derrota musulmana: dicen también que no son sino la encarnación de las antiguas sacerdotisas celtíberas… Son algunas de las tesis, infinitas, que giran en torno a una fiesta antigua y espléndia en Tierras Altas.
 

 

 

 

SAN PEDRO MANRIQUE

 

Dista de la capital soriana, 48 km , y su principal vía de acceso es a través de  la N-111 hasta Garray, desde donde se coge la C-115 hasta Oncala y de ahí se continúa durante unos 13 km por carretera local.

La villa de San Pedro Manrique tiene en la vida sus antiguas tradiciones.

Las calles son estrechas, empinadas en gran parte, y hay en ellas bastantes casas con voladizos y entramados, de las que se hacían en los siglos XVI y XVII.  Más bajo del pueblo corre el río Linares que cruza la villa, no lejos de su cauce, se encuentran los muros del castillo de San Pedro El Viejo, junto al que hubo un monasterio de caballeros del Temple.

Lo más interesante:

El Castillo:(Bien de Interés Cultural con la categoría de Castillo declarado en 1949)

Iglesia de San Martín de Tours: Conserva un excelente calvario de estilo gótico del XII o principios del XIII.

 

 

 

 

FUENTES

 

http://www.sorianitelaimaginas.com/index.php/mod.pags/mem.detalle/idpag.12/relcategoria.1044

http://www.soria-goig.org/magica/magica_01.htm

http://youtu.be/36XRd1D0zDo


http://youtu.be/RGgVzPCONaI

 

 

 

Leave a Comment